jueves, 5 de diciembre de 2013

Odalisca I: Pensamientos íntimos





Llego tarde, pero no demasiado ni ha sido a propósito. Voy a mandarle un mensaje:”llego tarde, lo siento. ¿Aún me esperas?”. Su respuesta: “ya tardas”, me dio escalofríos.
Llego, dos besos en las mejillas. Pienso que empezamos muy comedidos, quizás esto no funcione. Vamos a la cocina a tomar una cerveza y fumar un cigarrillo. A los pocos minutos, me besa. No pensé que besase tan bien; creo que desde mi adolescencia no sentí un beso así.
Seguimos con la cerveza. Se acerca a mí, me abraza y empieza a besarme. Ahora que lo tengo tan cerca, aún me resulta mucho más alto de lo que realmente es. Y eso que aún llevo los tacones. ¿Qué pasará cuando me los quite?

Abre mi blusa, me la quita, la deja caer al suelo, no para de besarme, y acariciar mi espalda. Se dirige hacia el sujetador; pienso que no va a poder desabrocharlo, que no es fácil. Me equivoqué: un rápido y leve juego de dedos y mis pechos quedan al descubierto.
Pienso que ahora se decepcionará. Su rostro demuestra lo contrario, y los agarra fuertemente con sus manos, sin parar de besarme.
Me coge de la mano y, desnuda de cintura para arriba, me lleva a la habitación. Me sienta en la cama, me quita con facilidad los zapatos de tacón, los pantalones, los zapatos…pienso en ese momento que ya no me queda nada que ocultarle.

Encima de la cama, yo sentada, reclinada contra la pared, continuo recibiendo sus besos, que cada vez son más intensos, más húmedos….y entonces baja a mis pechos. Pienso que no va a poder con ellos y vuelvo a equivocarme de nuevo. Sujeta hábilmente uno con cada mano, los junta, los magrea, lame mis pezones, los mordisquea, y sus gemidos de placer suenan más intensos que los míos.

Sin previo aviso, baja hacia abajo, abre mis piernas y coloca su boca entre ellas. Empieza a mover su lengua, y rápidamente empiezo a sentir placer, un placer casi desconocido, y no por olvidado sino porque era una boca nueva. De pronto, siento también cientos de punzadas de dolor; su barba recia de algunos días se clava en mi parte más sensible. Pienso que ese dolor impedirá que sobrevenga el placer, y me equivoco de nuevo. Casi incluso diría que ayuda a potenciarlo.


Empiezo a mover las caderas, contra él, sujeto su cabeza,  le pido que no pare y él sigue, obedece. Cuando logro correrme, inmediatamente él se incorpora y me besa. Ha sido tan rápido que no he acabado aún y sin saber ni cómo ni por qué le muerdo en los labios.
Él hace un gesto de dolor, le pido perdón, le acaricio, le beso…. Pienso que no ha estado nada mal, que quizás repitamos más tarde, pero él no me da tregua, y vuelve a bajar hasta colocar su lengua en mi clítoris y sus alrededores.

El dolor se convierte en una especie de quemazón; pienso que ahí va acabar todo, que no podré continuar y…afortunadamente, vuelvo a equivocarme de nuevo. A partir de este instante, los sentimientos y las sensaciones vencen a todos los pensamientos.


33 comentarios:

  1. La realidad (o ficción) es siempre mejor que las ideas preconcebidas. En dejarse llevar está el secreto. Qué bueno leerte de nuevo... siempre me obligas a comentarte a una sola mano... Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tloque, gracias. Me encantaría que ocupases las dos manos, y me comentases al oído, si acaso ;) Besos

      Eliminar
  2. Nena no n'enganxes ni una.....però el polvet no te'l treu ningú. Tu ara pens que no podrà posar-la allà....i espera el moment que segur arribarà.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joan Gasull, arribará en la segona part. Petons

      Eliminar
  3. MEJOR QUE NO PIENSES TANTO Y QUE DISFRUTES DE ESE PLACENTERO MOMENTO,,, QUE LO MEJOR ESTÁ POR LLEGAR.
    UN BESAZO BELKIS!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lord Shadow, me cuesta que me pare de funcionar la cabeza, pero siempre llega alguien que lo logra. Besazo

      Eliminar
  4. Hola! Un placer leerte de nuevo.
    Estoy de acuerdo con Lord, si uno piensa demasiadoa corre el peligro de perderse sensaciones, y no es plan.
    Los pensamientos, tras la despedida, y mejor en forma de calientes recuerdos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ulyses, yo también me alegro de estar aquí de nuevo.
      Los pensamientos no impiden sentir. Los sentimientos no impiden recordar. Los recuerdos, aunque dulces, a veces amargan. Abrazo

      Eliminar
  5. Las Osdaliscas nos tiramos a la bartola (abstenerse comentaristas de hacer bromas tontas con la bartola ;-)) y en esos instantes de gran galbana nos dejamos hacer, ergo, pensamos poco.
    Firmado:
    Una Odalisca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uol, no tengo ni idea de si las odaliscas hacéis eso o no....lo explicaré en las siguientes partes.

      Eliminar
  6. Me encanta tu literatura. Y si encima no es de ficción mejor... para ti.
    Besos desde Benicassim.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Benicassim, gracias guapo, pero si lo mío fuese literatura, ya la estaría explotando. Besos

      Eliminar
  7. Ya tardaste en venir x aquí. Me alegro, como siempre de sentirte. Genial "pensamiento".

    A tus PIES

    ResponderEliminar







  8. Es un encanto de relato como tú misma eres.
    Moni.

    ResponderEliminar
  9. ummm menos mal que fueron pensamientos erróneos,

    si es que... hay que pensar en positivo,

    besitos hermosa,

    c,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. c, pensar y vivir la realidad tal cual es no creo yo que sean pensamientos negativos. Besitos, encanto

      Eliminar
  10. Siempre he dicho que el que piensa pierde, así que mejor no perder el tiempo en pensar.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Elvis, no puedo evitar pensar ni siquiera en esos momentos. Si el susodicho logra que deje de pensar y empiece a sentir, vamos bien...pero pensar, en algún momento, pienso. Besos

      Eliminar
  11. Entre el sexo de palabra y el oral... no cabe duda de cuál elegir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ManoloBlog, siempre el oral, por supuesto. Yo tenía un....amigo?, que distinguía entre el sexo verbal y el sexo oral. Disfrutamos mucho con el primero

      Eliminar
  12. Uhmmmm creo que confias poco en ti hasta en tus pensamientos

    Coincido contigo, prefiero el sexo oral, el verbal esta muy bien, pero donde vamos a parar¿no? ni compracion

    Me gusta tu entrada, se te hechaba de menos, esperando la segunda parte

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Adis, confío en mí y en mis pensamientos, pero no en todos los hombres.
      Yo también echaba de menos pasarme por aquí. Besos

      Eliminar
  13. Mmmmmmm Penses massa!! A veure com acaba tot plegat...

    Petonets (sense pensar)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ssshhh, si pensar menos me llevase a follar más, dejaría de pensar jajaja, pero no es el caso....sí, sí, yo ya sé que tú crees que sí, pero no, de verdad. Petonets

      Eliminar
  14. mmmm...esa mezcla de placer y dolor es fascinante y sorprendente y que el otr@ controle tan bien los tiempos, un placer absoluto..;P

    ResponderEliminar
  15. decero, no hay como un estupendo controlador

    ResponderEliminar
  16. Sé que a muchos de vosotros os debo (y me apetece hacerlo) una visita por "vuestras casas".
    Lo haré, en breve....perdonad la tardanza y no me cerréis la puerta, que vengo.

    ResponderEliminar
  17. A veces los pensamientos nos comen y recomen por dentro ... A veces tenemos que reventar para seguir viviendo ... A veces no nos queda otra que tener una salida de emergencia ... Quiero dejar de pensar tanto, es uno de mis objetivos para el año que empieza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Milady, a mí me gustaría poner mi cabeza en off muchas veces, la verdad. Yo, para el año que viene, me propongo follar todo lo que pueda...sí, simple y llanamente. Besos

      Eliminar
  18. A veces es mejor recibir sorpresas y mejor aun si esas sorpresas rebasan nuestras expectativas y pensamientos, malo si se quedarn muy cortas, pero en este caso veo que no te desilusionaron, asi como tu jamas nos desilucionas con tus relatos porque excitado siempre termino jeje.
    Un placer leerte Belkis, literal, besos.

    ResponderEliminar
  19. Sexo y Fetiches, gracias....mmmm, el placer es mío. Besos

    ResponderEliminar

Me excitan las palabras... así es que no olvides dejar alguna.